La mejor forma de contar con la admiración de los demás es siendo humilde, escala para ti y veras la luz.

.

.

miércoles, 23 de agosto de 2017

la Cabrera – Via La travesura


No es una vía muy conocida, ni lo será, no está en un risco conocido, ni siquiera sé si tiene nombre, tampoco se convertirá en clásica, pero está ahí, La Travesura está lejos de parecerse a las vías buenas de la zona, simplemente es otro tipo de via, posiblemente sea eso, una travesura.

Son dos largos que dan al Noroeste, la roca del primer largo es granito azucarado y dada la orientación también tiene el liquen típico, pero se hace bien pues la dificultad no nos exige mucho.

El segundo largo ya es un poco más difícil, con una entrada de las de tener cuidado con unas costras descompuestas y paso peleón antes de la travesía que nos lleva a la fisura, esta vez de roca aterronada, pero eso sí, se protege bien, entra algún cacharro gordo.

Seguramente 2 largos que nos saben a poco después de subir hasta allí, pero tener en cuenta que a la vuelta de la esquina hay un montón de vías en las agujas…… simplemente hay que salir de lo de siempre, ya sabéis.













Imágenes del primer largo












Reunión y comienzo del segundo largo















La travesia posiblemente sea lo mejor de la via






















Nos introducimos en una fisura ancha













Tener un poco de cuidado con el tipo de roca, pero se protege bien







































Desde ahí se baja fácilmente andando













La mejor forma de llegar es desde Valdemanco, llegar hasta el Cancho Albala, dar la vuelta hacia el GR que va a Cancho Gordo y cuando se divise el risco buscar el camino que hay hasta la base.

















Asi se ve desde el GR  ,  el camino pasa por unos arboles grandes que se divisan muy bien








domingo, 21 de mayo de 2017

Royal Arches Route y Crest Jewel North Dome - Yosemite 2001

Supongo que a muchos nos ha pasado que estábamos escalando una de esas vías algo más fáciles, en las que nos encontramos a gusto y de repente, a los 3 largos se acaba y pensamos…… ojala tuviera 10 largos más.
De esas vías hay muchas, pero en este caso quiero presentaros un encadene de dos tapias, eso sí,  están un poco lejos, en Yosemite, en ese Yosemite un poco más amable, que no todo son tapiones de 1000 metros súper verticales y de varios días ahí colgado.

Royal Arches es una buena tapia, de unos 500 Mtrs. Surcada por numerosas vías, la más clásica la Royal Arches Route, es una escalada larga, de 15 Tiradas en las que en ningún momento nos veremos agobiados por la dificultad sino más bien todo lo contrario iremos pasando largo tras largo disfrutando simplemente del paisaje y de ascender por la vía sin preocupaciones, únicamente en el largo 9 existe una travesía más difícil que se puede resolver mediante un péndulo y  el  largo de salida a la cima, también en travesía de pura adherencia en el que también tendremos que poner más atención.

Llegados a este punto se puede descender mediante rapeles, también existe una bajada a pie o bien surcar un bosque y un gran mar de roca para llegar al North Dome, y así continuar la escalada de este otro coloso.

Algo más de una hora pateando separan estas dos vías, en este caso la Vía Crest Jewel del North Dome, otros 500 Mtrs. De tapia, que se asemejan mucho a un Yelmo gigante y que se resuelven en otros 10 largos más, eso sí, en este caso algo más difíciles, aunque en  adherencia, y de esto los pedriceros algo sabemos.

Desde el principio esta era nuestra idea, es decir, encadenar las dos vías, para ello subíamos 2 macutos en los que llevábamos agua comida y unos sacos ligeros para dormir por si vivaqueábamos por el camino, como así fue, en este caso en la cima.

Cuando llegamos al principio de la segunda vía, dudamos un poco si seguir para arriba o no, pero mi querido amigo Gondo lo resolvió rápidamente comentando: “pero si es como llegar al Yelmo por la tarde y hacer 3 vías” , y casi sin darnos cuenta ya había empezado el primer largo, la dificultad se hace notar, aunque no llega a ser agobiante, la distancia entre seguros a veces es notable, vamos, como escalar en el Yelmo,  y así poco a poco, pasito a pasito, y después de 25 largos en total, llegamos a la cumbre, indescriptibles las vistas y las sensaciones después de tan larga escalada.

Hubo un momento en que pensábamos si bajar hasta el valle o dormir en la cumbre, la verdad es que ya estaba poniéndose el sol, ante el desconocimiento de la bajada decidimos vivaquear y bajar al día siguiente, menos mal, porque menuda paliza para bajar de allí, se nos hubiera hecho de noche seguro.

Así que preparamos un vivac lo mas cómodo posible, cenamos algo y el resto de comida lo escondimos a más de 100 Mtrs. De donde estábamos, esto es debido al tema de los osos, que ya os advierto que hay que estar muy al loro porque es realmente peligroso.

Pasamos un frio de la hostia en el vivac, sobre todo pensando que estamos en Yosemite, aunque si os digo la verdad durante toda nuestra estancia allí ese fue el panorama, frio y lluvia y eso que estábamos en pleno verano.

Y ya nos toca la bajada, ufff menos mal que ayer no decidimos bajar, porque nos esperaba una bajadita bien larga, unos 14 Km. Por bosques alucinantes para finalmente llegar al camino que baja por el lateral de Yosemite Falls y ver la cascada desde su mismo nacimiento, la verdad es que son imágenes que se te graban en la mente para toda la vida.


Y poco más, resaltar que la escalada no sería nada para mi si no fuese en  compañía de grandes amigos, en este caso El Gondo y el Nachete.




Marcado en rojo las vías y en azul la transición de mas de una hora entre una y otra, en Yosemite todo es grandioso y hasta que no estas dentro, no te das cuenta de la enormidad de todo lo que te rodea.




Bien temprano, primer largo y todo un mundo por delante.







La escalada no es muy difícil, pero si muy bonita en algunos de sus largos.













Un mar de granito separa las dos vías.




En el North Dome la adherencia es el tipo de escalada que nos espera.










Hay que ir atentos para no despistarse en este océano de piedra.







Desde la cumbre el panorama es increíble y nuestra satisfacción después de la escalada enorme.




Ya solo nos queda dormir, que sitio mas privilegiado, y esperar la luz de un nuevo dia para el regreso.




La bajada es larga, pero no paras de mirar a un lado y a otro descubriendo cosas nuevas, que maravilla de naturaleza.



martes, 16 de mayo de 2017

La Cabrera – La Trompa – Via La Trompa Dustaquio

Después de un montón de años en los que esta vía estaba un poco olvidada, me decido a contar esta pequeña historia.

Estamos en el invierno 1983, y en uno de estos paseos que solía darme para encontrar cosas nuevas, vi por primera vez este risco, ya desde ese momento me llamo mucho la atención ese frente cuarteado por el que tal vez se pudiese  abrir algo, así es como el día 02/03/1983 nace la vía La Trompa Dustaquio, he de decir que la vía la empecé a abrir desde abajo, pero nada más acabar las primeras fisuras vi que si quería seguir desde abajo tendría que ser en artifo y la verdad es que sabía que se podría hacer en libre, por lo que me decidí por terminar de equiparla desde arriba y así lo hicimos.
Tocaba darle un pegue, bueno, pues después de varias caídas y un montón de esfuerzo conseguí llegar arriba, por ese día ya teníamos bastante.
Varias veces fui a intentar encadenarla y como siempre me caía en los mismos sitios decidí poner doble buril en algunos pasos, así llego el día en que ya vi que el mismo paso se me resistía y no podía pasar, en fin,  cada uno tiene sus límites.
Un día lo comente con mi  amigo Txavo, y decidimos ir para allá a ver si él podía resolver el tema.
Allí nos plantamos, primero le dio un pegue en top rope, probo los pasos durante un buen rato y le vio color, así que se dispuso para el pegue definitivo……. Madre mía, fue un pegazo, cuando pasó lo más difícil sabía que lo iba a hacer y así fue, la encadeno..Que alegría, dijo yo creo que es 7 A ….. y ahí quedo la cosa.
La Trompa Dustaquio 7 A .


Ahora llega la segunda parte en 2017,  34 años más tarde, casi nada.
Pues un día comente esto con mi amigo Uge y le dije que podíamos recuperarla, en seguida me dijo que manos a la obra y así ha sido, el día 14/05/2017 nos plantamos en la base…..UUUYYYY sorpresa, la vía esta reequipada, y por la pinta de las chapas debe llevar ya bastante tiempo, bueno pues tampoco pasa nada, únicamente cambiamos el descuelgue porque tenía unos maillones muy deteriorados y nos decidimos a darle un pegue.

Bueno,  yo lo tengo bastante claro, a estas alturas y por el recuerdo que tengo de la vía,  a mí ahora se me queda un poquito grande jajaja, hay que ser sincero, así que le cedo el turno a Uge, y se prepara para ello.

Ya desde el paso de entrada la cosa se pone dura, es una vía que no es solo un paso, es muy mantenida y da pocos respiros, una vía muy a bloque, pero Uge de una manera  o de otra fue resolviendo todos los problemas hasta conseguir llegar arriba, oleeeee.

Ahora me toca a mí, evidentemente con la cuerda por arriba es otra cosa, aún así yo subí haciendo literalmente un “como puedas” .

Poco más que decir, animar a la gente a que vayan a repetirla, sobre todo a lo que estén un poquito más fuertes y así poder confirmar ese grado, ya que realmente no se tiene constancia de más encadenes.


A disfrutar……..




Aquí marco el itinerario, la entrada a la via no se ve esta justo detrás del árbol.





Es la aguja de mas a la izquierda, a la derecha del todo se ve el Puro.






Desplome de entrada, aquí ya nos hacemos una idea de como va a ir el tema.








Entre la primera y segunda chapa habrá que poner friends.




































Hasta el Nº 4 nos entra todo.







lunes, 7 de noviembre de 2016

Estribaciones del Cancho Gordo Oeste – Vía Placotrix


 Estribaciones del Cancho Gordo Oeste, Vía Placotrix, una vía con dos largos bien distintos, un primero con entrada por un muro vertical con algún paso realmente duro, eso sí, no obligatorio, y un segundo largo de adherencia pura y dura.


En este risco existen dos vías, esta y a su derecha la Vía Kamel, esto hará que podamos amortizar un poco más una mañanita de escalada.

El acercamiento es aconsejable desde el convento de San Antonio, tomar la pista que va a Valdemanco para abandonarla a los pocos metros a la derecha por un camino bien marcado, por este llegaremos casi hasta el collado del cerro del Hierro y un poco antes de llegar tirar a la derecha, aquí hacer uso de la intuición ya que el risco se ve a lo alto, en total poco más de media hora estaremos allí.


Espero que disfrutéis de estas vías.

  

Situación del Risco
                                  



Imágenes del primer largo.










Imágenes del segundo largo.